Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La OCU ve posible ahorrar entre 60 y 300 euros al año en el recibo de la luz

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) considera que es posible ahorrar entre 60 y 300 euros al mes en el recibo de la luz y aconseja la discriminación horaria como una de las fórmulas más eficaces para rebajar la factura.
Cambiar a la modalidad de discriminación horaria tiene un coste de 11 euros y el usuario ahorraría como mínimo 70 euros al año sin modificar sus hábitos de consumo. El ahorro puede ser aún mayor si concentra su consumo durante las horas valle.
En una nota, la organización considera que, de cara a elegir la mejor tarifa, es necesario que el consumidor identifique además si dispone de la modalidad de Precio Voluntario al Pequeño Consumidor (PVPC).
Para descubrirlo, puede identificar el nombre de las comercializadoras que prestan este servicio, entre las que figuran Endesa Energía XXI, Iberdrola Comercialización de Último Recurso, Gas Natural SUR, EDP Comercialización de Último Recurso o Viesgo Comercializadora de Referencia.
OCU ha comparado el ahorro que ha supuesto tener contratada la tarifa PVPC frente a las mejores ofertas del mercado y ha concluido que, durante 2014 y 2015, fue posible encontrar en el mercado libre ofertas que mejoraron la tarifa PVPC, si bien desde 2015 hasta ahora el PVPC ha permitido ahorros adicionales sobre las mejores ofertas en el mercado libre.
Sin embargo la volatilidad del PVPC, con periodos de subidas de precios fortísimas como las actuales, hace que sea un buen momento para mirar otras alternativas que ofrezcan una factura más estable, señala la OCU.
En todo caso, si el consumidor está ya en el mercado libre o quiere cambiarse a él, debe conocer que en este mercado existen enormes diferencias de precio incluso dentro de una misma compañía. "Hay multitud de ofertas de tarifas y la comparación no siempre es fácil", advierte.
Por este motivo, la organización aconseja optar por tarifas cuyas condiciones no sean revisables al menos durante un año y descartar las que incluyan servicios adicionales no deseados, como por ejemplo revisiones de la instalación eléctrica o seguros de pago.
También insiste en la importancia de optar siempre por discriminación horaria y recomienda al usuario revisar si cumple los requisitos del bono social y solicitarlo si puede, ya que esta ayuda es siempre la mejor alternativa. La OCU también dice que, por normal general, las ofertas ligadas a facturación online suelen ser las más económicas.
DISCRIMINACIÓN HORARIA.
La OCU afirma que la forma más inmediata y sencilla de ahorrar, se tenga una tarifa regulada o se esté en el mercado libre, es optar por la discriminación horaria.
Conforme a los datos de la OCU, en media los hogares concentran un 50% de su consumo en el horario valle (aquellas horas del día donde el consumo es más económico) y bastaría con tener un consumo de un 30% en ese horario valle para empezar a ahorrar.