Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Muere la décima persona por gripe A en España

Un hombre de 30 años ha muerto a causa del virus AH1N1. Se trata del décimo fallecimiento en España por la nueva gripe. El fallecido tenía "factores de riesgo" atenuantes a la gripe A, según ha informado este miércoles el Ministerio de Sanidad y Política Social en un comunicado.
El hombre, que se ha convertido en la víctima número 10 de la gripe A en España, se encontraba ingresado en el Hospital Insular de Gran Canaria desde el pasado 29 de julio, cuando comenzó a presentar síntomas. El paciente ha muerto por complicaciones derivadas de la gripe A, según la Consejería de Sanidad de Canarias.
Las otras muertes
Esta es la décima muerte en España por gripe A. Hasta ahora, todos los fallecimientos presentaban dificultades anteriores que se agravan con el virus AH1N1.
La primera víctima mortal en España fue una mujer marroquí llamada Dalilah, que murió el pasado 30 de junio tras una cesárea en el Hospital Gregorio Marañón. El segundo fallecimiento se produjo el 9 de julio, cuando murió un hombre de 41 años. Éste sufría una patología crónica en el Hospital Clínico de Gran Canaria Doctor Negrín.
La tercera víctima fue una mujer nigeriana de 33 años que perdió la vida en el Hospital Son Lltzer de Palma de Mallorca. La nigeriana falleció por consecuencias derivadas de la nueva gripe. Después, un hombre de 71 años murió en el Hospital Universitario de La Paz de Madrid. El virus AH1N1 le complicó una enfermedad broncopulmonar que padecía de antes.
El quinto fallecido fue un hombre de 45 años con antecedentes de riesgo de carácter renal. Éste murió en Teulada, Alicante, el pasado día 20 de julio. El fallecido estaba sometido a tratamiento con diálisis desde 1995. La muerte por gripe A se le diagnosticó tras el estudio necrópsico. Días después murió un hombre de 53 años que tenía una patología previa grave.
Un hombre de 34 años perdió la vida el pasado 29 de julio en Villarrobledo, Albacete. Éste se convertía en la séptima víctima mortal. El 3 de agosto murió una mujer de 35 años, fue la octava muerte en España y la primer en Cataluña. La nueva gripe se le agravó con una insuficiencia respiratoria. Y la penúltima víctima mortal fue una joven de 28 años en Valencia. Ésta padecía obesidad e hipotiroidismo.