Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Marta Domínguez, suspendida de sus cargos en la Federación de Atletismo

El presidente de la Federación Española de Atletismo (RFEA), José María Odriozola, ha remitido una carta a Marta Domínguez, campeona mundial de 3.000 metros obstáculos en Berlín'09, en la que le comunica su suspensión cautelar como vicepresidenta del organismo tras su detención y puesta en libertad por sus vínculos con una red de tráfico de sustancias dopantes.
Odriozola subraya "el daño" que los hechos destapados en la denominada 'Operación Galgo' suponen para "la imagen del atletismo español".
"Debido a los acontecimientos que han tenido lugar en el día de ayer (9 de diciembre de 2010), en relación con una supuesta trama de dopaje en la que te has visto implicada, dado que saliste por la noche de la Comandancia de la Guardia Civil de Palencia en libertad provisional con cargos por tráfico y distribución de productos dopantes, lo cual daña de forma importante la imagen del atletismo español, he decidido suspender cautelarmente tu nombramiento de vicepresidenta de la Real Federación Española de Atletismo", indica la carta.
"Confío", añade Odriozola, "en que pronto se aclaren esos cargos y podamos conocer el alcance de tu implicación en dicha trama cuanto antes".
Varias horas de registros
La Guardia Civil registró el jueves en Palencia el domicilio de Marta Domínguez, quien estuvo varias horas prestando declaración antes de quedar libre con cargos .
En la operación, que se desarrolló en varias provincias españolas (Madrid, Alicante, Las Palmas y El Escorial) por parte de la Unidad Central Operativa (UCO), fueron detenidos además el entrenador de la palentina, el ex obstaculista César Pérez, el conocido entrenador de atletas Manuel Pascua Piqueras y el médico canario Eufemiano Fuentes, y otras diez personas presuntamente implicadas en el caso.