Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Intensas protestas comunistas en Moscú por la presencia de las tropas de la OTAN

Protestas comunistas por la presencia de la OTAN en moscúcuatro.com
La presencia de tropas de la OTAN en la Plaza Roja de Moscú con motivo del desfile conmemorativo de la victoria soviética sobre la Alemania nazi ha provocado intensas protestas de grupos comunistas que han expresado su descontento ante lo que consideran una afrenta histórica pero que, para el presidente Dimitri Medvedev, es un gesto de acercamiento con Occidente y, sobre todo, con su homólogo estadounidense Barack Obama.
Así, soldados del 170 de Infantería de Estados Unidos y un destacamento de Guardas Galeses de Reino Unido, ataviados con sus tradicionales túnicas rojas marcharon delante del mausoleo de Lenin, ante la mirada de Medvedev, acompañado del presidente chino, Hu Jintao y la canciller alemana Angela Merkel.
"Esta formación unida es prueba de nuestra voluntad común para defender la paz. Sólo unidos podemos enfrentarnos a las amenazas de hoy, sólo sobre la base de la buena vecindad podemos resolver los problemas de la seguridad global", ha señalado Medvedev en el 65 aniversario de la declaración de rendición de las Fuerzas Armadas del Tercer Reich, que puso fin a la II Guerra Mundial en Europa.
Agradecimiento a Obama
Los comunistas rusos, que todavía constituyen el principal partido de oposición del país, han convocado una protesta en el centro de Moscú al término del desfile, en la que proclamarán consignas contra la OTAN y la presencia de tropas internacionales en la Plaza Roja, un lugar casi sagrado para ellos. "Es una violación de la tradición, y un recordatorio innecesario de que perdimos la Guerra Fría", ha delarado uno de los representantes del Comité Central del partido, Sergei Obukhov.
El gesto de Medvedev sí ha recibido el aprecio del presidente estadounidense, Barack Obama, quien no pudo acudir por conflictos de agenda. "El presidente Medvedev ha demostrado una extraordinaria capacidad de liderazgo a la hora de honrar los sacrificios de aquellos que nos precedieron, y al hablar con tanta franqueza de la supresión de los derechos y libertades elementales que tuvo lugar en la Unión Soviética", ha indicado en un comunicado.
La mayoría de los ciudadanos rusos encuestados, un 55 por ciento, han aprobado la presencia de la OTAN en el desfile. Sólo un 28 por ciento de los preguntados por la encuestadora independiente Levada Centre se oponían explícitamente a ello