Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La IATA respalda la posición de Blanco frente a los controladores

Según la IATA, el cierre del espacio aéreo provocado por los controladores causó pérdidas de ingresos para el sector de 100 millones de dólares (algo más de 74 millones de euros) y un impacto económico de hasta 300 millones de euros.
El director general de la asociación, Giovanni Bisigniani, ha asegurado que, independientemente del discurso de los controladores, Blanco ha resuelto "un problema que no era sólo español, que era de Europa, por la posición geográfica tan importante que tiene España".
"Fue una locura e irresponsabilidad por su parte", ha señalado el director en el marco del 'Global Media Day 2010', refiriéndose a los controladores, a quienes acusa de no tener en cuenta la "difícil" situación por la que pasa el sector en España y en Europa.
En este sentido, Bisigniani ha recordado que Europa "la región con más riesgo del mundo desde el punto de vista del sector aéreo", registrará en 2010 unos beneficios para las aerolíneas de 400 millones de dólares (297 millones de euros), según las previsiones de la IATA
Cambio radical
Por otro lado, el director general de la IATA ha asegurado que la actitud de los controladores es "difícil de justificar" porque son los operarios "mejor pagados" de Europa y los que tienen una menor productividad.
"Se trata de un problema que viene de muchos años atrás pero en algún momento alguien tenía que tomar la decisión y el Gobierno fue muy firme. Ahora no nos podemos permitir estos lujos", ha sentenciado Bisigniani.
El responsable también ha concedido "total crédito" a la determinación del ministro de Fomento de mejorar la gestión del tráfico aéreo y a su compromiso de reducir los costes en un 15% de cara a 2012.
"Se necesita un cambio principal", ha destacado el responsable, quien recuerda que los controladores españoles tienen la tercera parte de productividad que los de Reino Unido mientras que cuesta un 150% más que la media europea.
"Mientras la industria ha reducido costes durante la última década, la tasa unitaria de control aéreo de España se ha duplicado. Y respeto completamente la acción de Blanco para llegar los costes de control de España en línea con la realidad global", ha concluido.