Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Haidar: "Deseo abrazar a mis hijos y vivir con mi madre, pero con dignidad"

Este jueves se cumplen 25 días desde que la activista saharaui Aminatu Haidar iniciase su huelga de hambre en protesta por su expulsión de Marruecos. Haidar aseguró este miércoles que "a El Aaiún volveré, viva o muerta, pero volveré".
Este jueves Haidar ha querido explicar su posición en una carta abierta en la que defiende los Derechos Humanos y reivindica la opresión de Marruecos al pueblo saharaui. La activista defidne su decisión de mantener su exigencia de volver a El Aaiún en las condiciones en que la expulsaron al asegurar: "deseo abrazar a mis hijos, deseo vivir con ellos y con mi madre, pero con dignidad".
Aminatu Haidar insiste en mostrar su esperanza en que su movilización tendrá resultados positivos. "Hoy es también un buen día para la esperanza, un día que aprovecho para pedir al mundo, y especialmente a las madres, que apoyen mi reivindicación, que es el regreso al Sáhara Occidental", señala al respecto.
Su escrito, no obstante, es, sobre todo, una denuncia de su situación, y de la paradoja de que su reivindicación coincida con la fecha en la que se celebra el Día Internacional de los Derechos Humanos.
Marruecos y España, responsables por igual
Insiste, además, en su denuncia a quienes considera responsables por igual de su situación: los gobiernos marroquí y español. "Después de mi expulsión ilegal de mi tierra por las autoridades marroquíes, después de ser retenida ilegalmente en este aeropuerto de Lanzarote por el Gobierno español y de ser separada de mis hijos contra mi voluntad, siento más que nunca el dolor de las familias saharauis separadas desde hace más de 35 años por un muro de más de 2.600 kilómetros", indica.
Todo ello sin olvidar, según subraya a sus "compañeros encarcelados", en especial a "los siete activistas de Derechos Humanos que, por decisión arbitraria del gobierno marroquí, van a comparecer ante un tribunal militar y son amenazados con la pena de muerte", ni "a la población saharaui, oprimida y reprimida diariamente por la policía marroquí en el Sáhara Occidental".
Aminatu Haidar distingue, no obstante, en su "Carta Abierta" entre el trato que han dispensado, tanto a ella como a la causa de su pueblo, el pueblo de España y su Gobierno. Por eso, su misiva finaliza con este mensaje: "hoy quiero agradecer a la sociedad española su solidaridad y su defensa continua de los derechos legítimos del pueblo saharaui, y también su solidaridad conmigo en estos duros momentos".
'Marruecos podría ceder'
Tras la lectura por parte de la actriz Lola Dueñas del comunicado, Haidar ha comparecido ante los medios contestando a las preguntas de los periodistas. La activista está convencida de que Marruecos podría ceder y admitir su regreso a El Aaiún ante las presiones internacionales que se están produciendo.
Haidar ha reiterado su intención de regresar "viva o muerta", "con o sin pasaporte" marroquí a El Aaiún, de donde fue expulsada el pasado día 14 de noviembre. También ha querido señalar que la carta que le escribieron sus dos hijos le ha ayudado a ser "más fuerte que antes".
La activista ha indicado además que el Frente Polisario es el representante legítimo del pueblo saharaui y que siempre lo ha visto como el interlocutor válido para negociar sobre el futuro del Sáhara Occidental.