Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El funeral de Estado por los Guardias Civiles asesinados en Afganistán se celebra a las 20:00

Logroño acoge el funeral de Estado por los guardias civiles que fallecieron este miércoles en un atentado terrorista en Afganistán. El Príncipe Felipe y Doña Letizia presiden el solemne acto.
Por su parte, el traductor nacionalizado español, que también perdió la vida en el atentado, será despedido en Zaragoza en una ceremonia íntima.
Recibidos por sus familias y autoridades
Los coches fúnebres con los restos mortales de los dos guardias civiles y el traductor asesinados este miércoles en Afganistán llegaron al Instituto Anatómico Forense, donde se les practicó la autopsia antes de ser trasladados a Logroño y a Zaragoza, que albergan los funerales por su muerte. El avión de la Fuerza Aérea con los cuerpos llegó a las 11.00 horas de este jueves a la base aérea de Torrejón de Ardoz (Madrid), donde esperaban sus familiares junto al presidente del Gobierno y diversas autoridades.
Los restos mortales del capitán del Instituto Armado, José Maria Galera, el alférez Leoncio Bravo y su traductor Ataollah Taefik están ya en España, tras ser asesinados el pasado miércoles en un atentado terrorista en Qala e Naw perpetrado por el chofer de la policía afgana, que también fue abatido.
Tras practicarles las respectivas autopsias en el Instituto, situado en la Ciudad Universitaria de Madrid, los cuerpos de Bravo y Galera fueron trasladados a Logroño, donde arribarán en torno a las 14 horas. Los restos mortales llegaron concretamente al Centro de Adiestramientos Especiales de la Unidad de Acción Rural (UAR), con base en la capital riojana, en el que estaban destinados los dos agentes del Instituto Armado. Allí se celebra un funeral, a las ocho de la tarde, presidido por los Príncipes de Asturias que han llegado este jueves a España procedentes de Grecia, donde asistieron a la boda del príncipe Nicolás de Grecia.
Por su parte, el traductor de nacionalidad española y origen iraní, ha sido trasladado a Zaragoza, donde se encontraba afincado desde hace treinta años. Allí se ha realizado otro funeral, en este caso en la intimidad por expreso deseo de la familia.
A su llegada a la base aérea de Torrejón de Ardoz, en la misma pista de aterrizaje se celebró un breve acto de homenaje que contó con la presencia de las familias de las victimas, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, el líder de la oposición, Mariano Rajoy y los ministros de Defensa e Interior, Carme Chacón y Alfredo Pérez Rubalcaba, entre otras personalidades del Estado.
Han llegado a España a las 11
Tres piquetes de los Ejércitos y de la Guardia Civil se han hecho cargo de los féretros a pie de pista, donde el capellán castrense y un imán han oficiado un responso conjunto, ya que el intérprete, de origen iraní y nacionalizado español, profesaba la religión musulmana.
Los tres han recibido sendas cruces al mérito militar con distintivo rojo, la máxima condecoración para los fallecidos en actos heroicos.