Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Garzón abre las investigaciones sobre las torturas en Guantánamo

El juez Baltasar Garzón ha abierto una causa para investigar a los posibles "autores materiales, inductores, cooperadores necesarios y cómplices" de los delitos de torturas cometidos en el centro de detención norteamericano de Guantánamo (Cuba) durante la Administración de George W. Bush.
El magistrado ha incoado diligencias a partir de las denuncias de cuatro ex presos de Guantánamo que denunciaron ante él "que habían sufrido la práctica de diferentes actos de agresiones físicas o psíquicas sobre sus personas" durante su estancia en el penal.
Los denunciantes son Hamed Abderrahman Ahmed, "Hmido", conocido como "el talibán español", Lahcen Ikassrien, Jamiel Abdul Latif al Banna "Abu Anas" y Omar Deghayes, que añadieron que las torturas se realizaron "bajo la autoridad de personal del Ejército norteamericano".
Garzón se apoya además en la sentencia del Tribunal Supremo por la que resultó absuelto de un delito de integración en organización terrorista el "talibán español", en la que el alto tribunal calificaba Guantánamo de "un verdadero 'limbo' en la comunidad jurídica que queda definida por una multitud de tratados y convenciones firmadas por la comunidad internacional".
Otros procesos
Estas nuevas diligencias abiertas por Garzón son independientes de la querella presentada contra seis miembros de la Administración del ex presidente Bush, que sentaron las bases legales para la apertura de la cárcel y cuya admisión a trámite será considerada por el juez Eloy Velasco.
Según el auto, el juez pide además al titular del Juzgado Central de Instrucción número 2, Ismael Moreno, que le remita la causa que tiene abierta por los vuelos secretos de la CIA en dirección a la prisión que habrían hecho escala en territorio español.