Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El FMI rebaja su previsión de crecimiento de la economía mundial en 2010 y 2011.

FMICNN+/Cuatro
El jefe del FMI, Olivier Blanchard ha señalado que ese crecimiento medio del 3-4% en el conjunto del mundo, incluye diferencias entre el 1-2% que se espera en los países avanzados y el 6-8% previsto en los emergentes. Además, ha destacado que para el próximo ejercicio las cifras serán "más o menos las mismas".
Sin embargo, Blanchard no cree que se vaya a producir una "nueva recaída", aunque ha insistido en que los países ricos van a tener un crecimiento lento y las tasas de paro seguirán siendo elevadas en los dos próximos años.
Por otra parte, el jefe del FMI ha destacado la decisión de la Reserva Federal de Estados Unidos de inyectar 600.000 millones de dólares en la economía estadounidense, mediante la compra de bonos del Tesoro.
Además ha asegurado que los intentos de la FED de apoyar la recuperación económica no tienen precedentes en la historia. A pesar de esto, el economista ha reconocido que los efectos de esta medida no serán positivos para Europa y ha destacado que su resultado depende de lo que decidan hacer los políticos europeos. Mientras, en las economías emergentes pueden ser más complejos.