Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Europa opera casi la mitad de sus vuelos previstos para un martes normal

El peligro comienza a disminuircuatro.com
Alrededor de 13.000 vuelos han cruzado el espacio aéreo europeo, menos de la mitad del tráfico que soporta un martes normal, según la agencia europea de gestión del tráfico aéreo (Eurocontrol), cinco días después de que se prohibiera volar debido al riesgo para la seguridad de una nube de cenizas volcánicas procedente de Islandia.
A primera hora del martes, cuando los países levantaron algunas de las restricciones de vuelo (tal y como acordaron un día antes los ministros de Transportes en reunión extraordinaria), Eurocontrol esperaba que se llevaran a cabo el 60% de los vuelos programados, frente al 30% del lunes. Sin embargo, la estimación más reciente indica que operaron 13.000 de los 28.000 vuelos habituales.
Seguridad en casi toda Europa
En su última previsión, la agencia asegura que el tráfico aéreo es posible por debajo de los 20.000 pies (unos 6.000 metros) en "todo el espacio europeo a excepción de Finlandia", país que continúa cerrado "a todos los niveles".
Sin embargo, aclara que no se prestan servicios de control de tráfico aéreo a aviones civiles, o se prestan con muchas restricciones, en el noroeste de Europa, incluyendo Dinamarca, Estonia, Irlanda, Letonia, Suecia y Reino Unido, así como en Alemania y norte de Francia.
Zona segura
En el 75% restante del espacio aéreo los vuelos pueden reanudarse. Esta área incluye Austria, el área de los Balcanes, Bélgica, Bulgaria, República Checa, Hungría, Italia, el sur de Francia, Grecia, Países Bajos, Noruega, Polonia, Portugal, España, Rumanía, el norte de Suecia, Suiza, Turquía y Ucrania.
Este espacio contiene una segunda zona que está contaminada por la ceniza pero con menor intensidad. En este caso corresponde a los Estados miembros y a las compañías decidir si se vuela o no a partir de hoy. La tercera zona es la que no está afectada por la ceniza y seguirá sin aplicarse ninguna restricción.
Permanece activo pero con menos ceniza
tanto, el volcán islandés cuya erupción ha creado el caos en todo el tráfico aéreo europeo sigue expulsando materiales interrumpidamente, pero la nube de cenizas parece haber disminuido, según informó este martes el centro meteorológico.
"Sigue igual, sin interrupción, parece que continúa como ayer, las noticias que tenemos esta noche es que hay más lava en estos momentos", declaró un geógrafo del organismo, Sigtrudur Arnsdottir.