Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

España pide a Bruselas un cómputo "más benigno" de la inversión pública en eficiencia energética

El comisario de Energía dice que negocia una solución que permita "agilizar" la inversión
El ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital, Álvaro Nadal, ha defendido este lunes ante sus socios europeos la necesidad de que el nuevo paquete energético permita un cómputo "más benigno" de la inversión para mejorar la eficiencia energética en los edificios públicos, algo que, según el ministro, en el caso de España permitiría crear hasta 200.000 empleos directos en el sector de la construcción.
"Sería importantísimo, porque significaría que proyectos que tengan sentido económico, sentido medioambiental, que crean empleo por su efecto de arrastre en el sector de la construcción, podría tener un desarrollo enorme", ha explicado el ministro a la prensa en Bruselas, en los márgenes de un consejo de ministros de Energía de la UE.
Nadal ha cuantificado en "unos 200.000 empleos directos" el efecto que tendría en el sector de la construcción en España si se admitiera una forma "más benigna" de contabilizar la inversión en infraestructuras públicas, frente a la situación actual en que se cuenta en el mismo año toda la inversión.
Los Veintiocho han examinado en el encuentro la propuesta presentada por la Comisión Europea la semana pasada que, entre otras ideas, plantea medidas para animar a la inversión para la renovación de edificios y mejorar su eficiencia energética.
Según datos de Bruselas, los edificios absorben el 40 % de la energía consumida en la Unión Europea y, sin embargo, su tasa de renovación se limita al 1 % anual.
El Ejecutivo comunitario se ha comprometido por ello a aclarar de aquí a marzo la naturaleza de este tipo de inversiones en la contabilización del déficit de las administraciones públicas bajo el Pacto de Estabilidad y Crecimiento.
Tras la presentación de la propuesta, fuentes comunitarias advirtieron de que no se trata de modificar las reglas, sino de especificar que no es meramente un gasto a corto plazo.
Así las cosas, en el debate a Veintiocho Nadal ha apostado por diseñar una regla contable "más libre" y menos "estricta", que permitiese un desarrollo de la inversión para renovar la flota de edificios públicos en España que las condiciones actuales no permiten.
Sobre el resto del vasto "paquete de invierno" presentado por Bruselas, el ministro ha asegurado que está "claramente en línea" con las posiciones del Gobierno español, en especial en lo que autoconsumo y pobreza energética se refiere.
El Gobierno defiende la necesidad de que las cargas sean "equivalentes" para el ciudadano que autoconsuma y el que no, mientras que en el asunto de la pobreza energética la posición es que no se deben intervenir los precios, sino buscar las soluciones en los instrumentos que ofrece la política social.
BRUSELAS NEGOCIA PARA AGILIZAR POLÍTICA ENERGÉTICA
El comisario de Energía y Acción Climática, Miguel Arias Cañete, ha asegurado al término de la reunión de ministros europeos que está en curso de negociación con otros servicios de la Comisión y con la Oficina Europea de Estadística (Eurostat) de "soluciones" para agilizar la política de eficiencia energética, en alusión a la posibilidad de que este gasto tenga un trato especial en relación al déficit.
Arias Cañete ha explicado que este asunto no formó parte del paquete presentado la semana pasada porque "no estaba cerrado", pero que trabaja para poder "llegar a una solución", habida cuenta de que el tipo de proyectos a los que se quiere ayudar con ello no sólo se amortizan "muy rápidamente", sino que siguen generando beneficios a posteriori y son "consistentes" con los objetivos climáticos de la UE.
"El sector público debe tomar decisiones (de inversión para mejorar la eficiencia energética), que a veces están limitadas por unas normas de contabilización de gasto público como déficit o deuda por Eurostat", ha explicado el comisario español.
Arias Cañete ha dicho, además, que España no ha estado sola a la hora de defender la flexibilización del cómputo de la inversión y que "tres o cuatro países" más se han mostrado "partidarios" de avanzar en esa línea.
Preguntado por si las cifras de la UE avalan el cálculo de Nadal en cuanto a que el cambio normativo permitiría crear 200.000 empleos en España, el comisario ha señalado que Bruselas estima que se crearían 400.000 puestos de trabajo en el conjunto de la UE si se pasara de un 27 a un 30 % de eficiencia y que el beneficio por países "depende de cómo se aplique cada Estado".