Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los zulos de ETA contenían casi 700 kilos de explosivo, más de 100 detonadores y una veintena de pistolas

Los zulos de ETA desde las detencionesCNN+
Las detenciones de los presuntos etarras Alberto Machaín, Andoni Sarasola y Aitzol Etxaburu, ya suponían de por sí un importante éxito policial, dado que con ello se descabezaba al llamado aparato logístico de ETA. Sin embargo, la oleada de zulos encontrados a raíz de las detenciones hace de esta una de las operaciones antiterroristas más importantes de los últimos tiempos.
Gracias a la documentación incautada a los detenidos se han localizado ocho escondites de la banda, donde se han aprehendido, entre otras cosas, casi 700 kilos de explosivo, más 100 detonadores y una veintena de pistolas.
Los primeros zulos
El propio día de las detenciones, el pasado día 19, la Policía localizaba en la localidad francesa de Ferrires un agujero de ETA con 112 kilos de nitrato amónico y 12 litros de nitrometano, materiales ambos utilizados en la fabricación de explosivos.
Al día siguiente la Policía Nacional y la Policía francesa descubrían en la misma zona de Francia dos depósitos de la banda terrorista. Con el material encontrado ETA podría haber fabricado decenas de bombas-lapa.
Uno de ellos fue descubierto en la localidad de Camplong conteniendo, entre otras cosas, dos revólveres, 83 detonadores y 10 kilos de nitrato amónico. El otro, localizado en Helette, estaba lleno de herramientas para fabricar bombas.
Un viernes de descubrimientos
El pasado viernes se localizaron cuatro zulos. Uno de ellos se encontraba en Minerve, y estaba lleno con 14 bidones con entre 20 y 25 kilos de nitrato amónico granulado cada uno, 12 kilos de pentrita y 3 bombas-lapa con dispositivo de iniciación preparadas para su utilización.
Otro zulo, encontrado en Ferrals-les-Montagne escondía 2 paquetes con pentrita, numerosos revólveres y más de medio centenar de detonadores. También se encontró un agujero donde la banda guardaba recipientes con combas lapa con temporizadores en la localidad de Plaussenus.
También el pasado día 21 se localizaba en el municipio de Lacaste un zulo de ETA que, abierto este lunes, ha resultado encontrarse vacío.
Tres zulos más, ya van 10
La policía ha encontrado este lunes tres nuevos zulos de ETA en Francia. En estos nuevos zulos de la banda terrorista se han encontrado 210 kilos de nitrato amónico, mientras que en otros dos zulos había placas de matrícula falsificadas. El agujero que contenía el explosivo se encontraba en Pardailhan, mientras los otros dos han sido localizados en Montclart y nuevamente en Minerve.
En estos diez zulos de la banda también han sido encontrados otros elementos que la banda utiliza para preparar los atentados, como walkie-talkies, ropa de la gendarmería francesa o hasta una báscula de baño que debía servirles para medir el peso de las distintas sustancias. Además la Policía se ha hecho con gran cantidad de documentación de ETA que podría permitir nuevos hallazgos.