Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Detenido un ciberacosador por amenazar a 250 menores para que enviaran fotos

La Policía ha detenido a un joven que se hacía pasar en Internet por niña o adolescente para contactar con chicas menores de edad, lo hizo al menos con 250, a las que amenazó y coaccionó para que le enviasen fotos o vídeos de contenido sexual; de no ser así, el delincuente tomaba el control de su ordenador.
Este "ciberacosador", de 24 años, ha sido detenido en Chipiona (Cádiz) y lo ha sido por segunda vez en pocos meses pues ya había sido arrestado en octubre. Ahora ha sido nuevamente detenido tras comprobarse que continuaba amenazando a menores mediante el método del "grooming" o "ciberacoso".
¿En qué consiste el 'grooming'?
El arrestado conocía a sus víctimas en "chat" o páginas consideradas como redes sociales, en las que sus participantes suelen exhibir fotografías personales, en ocasiones en poses o actitudes provocativas, pero nunca fotos de desnudos.
Para esos contactos simulaba casi siempre ser una niña o adolescente con el fin de ganarse su confianza y llegó a utilizar hasta doce personalidades diferentes, de ambos sexos y un variado rango de edad. De esta forma obtenía fotografías o vídeos de las chicas, e incluso sesiones de cámara web que grababa sin que lo supiera.
Pero si no accedían, las amenazaba e insultaba, y mediante varias técnicas, principalmente programas informáticos como simuladores de caída de conexión, trataba de tomar el control de su ordenador y de las cuentas de correo electrónico.
Tras hacerse con el control del correo, intentaba obtener de las menores una imagen o un vídeo no demasiado explícito para que no se negaran radicalmente, pero sí lo suficientemente comprometido para posteriormente amenazarlas con difundirlos a sus contactos si no accedían a nuevos requerimientos.
250 personas amenazadas
El delincuente fue detenido en octubre a raíz de una denuncia formulada en Madrid. En aquella ocasión, se le intervinieron dos ordenadores portátiles y dos discos duros, que han sido analizados durante meses y han permitido constatar sus amenazas a, al menos, 250 personas, algunas de ellas residentes en el extranjero.
Algunas de las víctimas habían recibido nuevas amenazas incluso después de su primera detención, por lo que el juez ha ordenado su detención y puesta a disposición judicial, y se encuentra en prisión.