Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

China investigará la leche contaminada que provocó desarrollo mamario a bebés

Leche contaminada en ChinaCNN+/Cuatro
Deng Haihua ha señalado que su ministerio ha tomado seriamente la preocupación de los consumidores y que ya ha fijado que los funcionarios comiencen las pruebas en muestras de la leche en polvo y lancen una investigación para averiguar qué ha causado en las bebés la aparición de síntomas de desarrollo mamario. "También organizaron que expertos médicos realicen pruebas clínicas sobre las niñas afectadas y se efectúe una investigación médica para analizar la causa de la enfermedad de las bebés", ha dicho Deng a periodistas durante una conferencia de prensa habitual programada.
Las acciones del fabricante de la fórmula láctea en cuestión, Synutra International, han caído un 35 por ciento el lunes después de que medios chinos la relacionaran con las denuncias de desarrollo anormal en las bebés. En un comunicado emitido el lunes tarde, la empresa ha negado los informes y ha dicho que estaba en proceso de tomar acciones legales para proteger su marca. "Hemos trabajado de cerca con las autoridades estatales para evaluar las muestras de producto, para probar que estas denuncias son falsas. Esperamos que los resultados de esas pruebas se hagan públicos pronto", ha expresado el presidente ejecutivo de Synutra, Liang Zhang.
Varios periódicos estatales chinos han informado esta semana que tres bebés pequeñas de la provincia sureña de Hubei han presentado síntomas de desarrollo mamario. Synutra, que vende sus productos en China, ha dicho que no agrega hormonas a su producción -como sugerían los informes mediáticos- y que ha invertido mucho en investigación, control de calidad, fórmulas e ingredientes.
Hace dos años, al menos seis niños murieron y casi 300.000 enfermaron por el consumo de leche en polvo contaminada con melamina, un compuesto industrial que fue agregado a propósito para sortear controles de calidad. La melamina puede provocar cálculos renales y se emplea para fabricar plástico, fertilizantes y concreto.