Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Camps no dimitirá pese a las acusaciones de financiación ilegal del PP de Valencia

El presidente de la Generalitat valenciana, Francisco Camps, ha asegurado que la reunión que mantuvo ayer con el presidente de su partido, Mariano Rajoy, fue "una más" de las que celebran ambos dirigentes ya que afirmó que tienen la "constante" de reunirse "como mínimo una vez al mes" y ha agregado, preguntado por si se pidió alguna dimisión, que fue la del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.
Mientras, el vicesecretario general de Comunicación del PP, Esteban González Pons, ha reclamado "una respuesta contundente" y ha garantizado que si "alguien en la Comunidad Valenciana la ha hecho, debe pagarla y la pagará".
A este respecto, Pons ha afirmado que el presidente de la Generatitat, Francisco Camps, "no tiene ninguna mano atada" y sí una "plena libertad" para adoptar las decisiones que estime convenientes.
En una entrevista en la Cadena Cope, Pons ha subrayado que Camps tiene "las dos manos libres" para decidir que camino debe tomar su partido en el marco del 'caso Gürtel' ya que es el PPCV quien tiene "mucho mejor conocimiento sobre el terreno".
Dicho esto, Pons ha expresado que Mariano Rajoy manifiesta "una extraordinaria confianza" en el presidente del Gobierno valenciano, a quien definió como un dirigente "muy capaz" que ha salido en momentos "muy difíciles" y se preocupa por adoptar decisiones "adecuadas".