Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Berlusconi saldrá del hospital el miércoles aunque seguirá de baja dos semanas

Berlusconi, agredidoReuters
El primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, saldrá del hospital este miércoles pero con la recomendación de abstenerse de cualquier actividad durante al menos durante las próximas dos semanas, según el parte médico.
El médico Alberto Zangrillo, jefe del departamento de Reanimación del hospital San Raffaele de Milán, donde se encuentra hospitalizado Berlusconi, ha añadido que las condiciones del primer ministro "no son preocupantes".
Agredido en un mitin
'Il Cavaliere' sufrió una agresión el pasado domingo al término de un mitin en Milán. Su agresor, Massimo Tatraglia, le golpeó con una reproducción a escala de la catedral. Tatraglia, de 42 años y bajo tratamiento por problemas mentales, fue inmediatamente detenido. El agresor había pasado 10 años en tratamiento psiquiátrico.
A consecuencia del golpe, el primer ministro sufrió una lesión lacero-contusa interna y externa en el labio superior, que necesitó varios puntos, así como la rotura de dos dientes y una fractura en el tabique nasal.
Perdón por un acto "cobarde"
Por otro lado, su agresor ha pedido disculpas al primer ministro italiano por la "cobarde acción". Tatraglia ha considerado "superficial y temerario" el acto que llevó a cabo, tal y como han trasmitido sus abogados Daniela Insalaco y Gian Marco Rubino.
Asimismo, Tatraglia ha alegado que actúo "sólo" y ha afirmado que no es "el asesino de nadie", según informaciones de los medios locales. Los letrados han aclarado que su cliente no milita ni tiene afiliación política con algún partido en concreto. Sin embargo, ante las autoridades, Tartaglia habría confesado que agredió a Berlusconi por el "odio" que siente hacia su política y por las palabras pronunciadas durante su último discurso.