Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Baleares comenzará a multar por el alquiler de pisos turísticos sin licencia

La oferta turística ilegal en Baleares se ha desbordado en los últimos años, así lo considera el gobierno de las islas que desde hoy sancionará a quienes alquilen residencias sin licencia. Unas sanciones que irán de los 20.000 a los 40.000 euros en el caso de los particulares y de hasta 400.000 a las inmobiliarias, intermediarios y plataformas turísticas. Una decisión que según el vicepresidente y consejero de Turismo, Biel Barceló, ya ha logrado que empiecen a disminuir los pisos ilegales disponibles. La nueva ley permite a los ciudadanos denunciar la existencia de pisos turísticos ilegales, una denuncia que no podrá ser anónima y que se trasladará a los inspectores; además se creará una aplicación para que los turistas sepan exactamente si el inmueble que alquilan cuenta o no con licencia. No se concederán nuevas licencias de alquiler turístico hasta que las administraciones decidan qué zonas y que características han de tener las viviendas, algo que puede tardar hasta un año. Con esta ley el gobierno de Baleares establece por primera vez un techo de plazas turísticas, no podrán superar las 435.707, de las que casi un 70% serán plazas hoteleras.