Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Air Comet quiebra y dejará a 1.500 pasajeros en tierra

Air Comet presentará este martes un ERE, que afectará a los 640 trabajadores de su plantilla, e iniciará los trámites para presentar un concurso voluntario de acreedores, para afrontar la deuda derivada del embargo de su flota que asciende a más de 20 millones de dólares (unos 14 millones de euros).
Un juez británico ha dictado una orden de embargo sobre los 13 aviones de Air Comet, propiedad de la empresa Astra, con base en Irlanda, y también propiedad del grupo Marsans, ante el impago de un crédito a 25 millones de dólares (17,2 millones de euros) con el banco alemán Nord Bank, por el que este banco presentó una demanda judicial. De hecho, ante la imposibilidad de operar y de hacer frente al carburante, la venta de los billetes de Air Comet se paralizó el pasado sábado.
Garantía de cobro del salario
Los dos comités de huelga, integrados por representantes del colectivo de Estructura y Vuelo (pilotos, mantenimiento y oficinas) y de 'handling' han solicitado reunirse con la dirección de la aerolínea, para pedirles una vez más garantías suficientes para el cobro de las nóminas atrasadas, hasta seis meses en algunos casos, una vez que los trabajadores constataron que "sólo se han cobrado algunos pagarés".
No obstante, fuentes de la compañía, que reconocieron la "inquietud" existente entre los 640 trabajadores que conforman la plantilla, explicaron que algunos talones necesitan 24 horas para ser efectivos.
Propiedad de Díaz Ferrán
Los propietarios de la aerolínea, el presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, y Gonzalo Pascual, se han comprometido a abonar todos los salarios atrasados, que en algunos casos alcanzan hasta los seis meses antes de finalizar el año en dos plazos, los días 21 y 30 de este mes.
Según las mismas fuentes, la compañía informó al comité de empresa de que aplicará un ERE que afectará a todos los colectivos de la compañía.
Asimismo, han indicardo que Air Comet ha solicitado a la Dirección General de Aviación Civil (DGAC), dependiente del Ministerio de Fomento, que interceda para poder dar salida a los pasajeros que ya han contratado un vuelo con la compañía ante la inmovilización de los aviones por mandato judicial, y que se haga cargo del combustible y de los costes de las operaciones que la aerolínea no puede afrontar, entre ellas los salarios de los tripulantes.
Muchos afectados en Navidad
La grave situación que atraviesa la compañía, que opera vuelos a Latinoamérica, podría afectar a unos 1.500 pasajeros en estas fechas navideñas, "sólo desde España", teniendo en cuenta la programación prevista con una medida de tres frecuencias diarias a Buenos Aires, La Habana, Bolivia y Ecuador.
Los trabajadores, que acogieron la decisión como una jarro de agua fría, lamentaron que el Gobierno "no haya movido un dedo" por la situación de los empleados de la aerolínea y que "su única preocupación sean los pasajeros". Asimismo, aseguran que se negarán a volar si no se les abona la jornada.
La semana pasada dirigieron una carta al ministro de Fomento, José Blanco, en la que pedían "auxilio" ante la "insostenible" situación que atraviesan y ante el temor a que sucedieron lo mismo que ocurrió en 2006 con el cierre de la compañía Air Madrid.
Reacciones
El ministerio de Fomento ha decidido suspender la licencia de vuelo de Air Comet. Esta decisión se debe al expediente abierto el 6 de noviembre por la insolvencia de la compañía.En este sentido, la Dirección General de Aviación Civil, dependiente del Ministerio de Fomento, ha habilitado tres números de teléfono (91 5978321, 91 5975075 y 91 5977231) para facilitar información a los pasajeros o usuarios de Air Comet.
La CEOE sigue cerrando filas en torno a su presidente, Gerardo Díaz Ferrán, y ha pedido "respeto" tanto para él como para la organización después de que las formaciones ERC e IU dudaran de su idoneidad a la vista del concurso de acreedores en el que se encuentra la aerolínea de su propiedad Air Comet.
Mientras, la Unión Sindical Obrera ha demandado que el ERE de Air Comet sea de suspensión por un periodo temporal y no de extinción. Así, ha calificado el cierre de "salvaje".
Por su parte, diputados del PSOE han cuestionado la continuidad de Gerardo Díaz Ferrán siga al frente de la CEOE tras conocerse que su aerolínea Air Comet. Así, el diputado Juan Antonio Barrio, de la corriente de Izquierda Socialista, ha tachado a Díaz Ferrán de "impresentable".