Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Jesús, María y Da Vinci

El Código Da Vinci ha abierto un nuevo debate sobre la vida de Jesucristo
El Código Da Vinci, el best seller escrito por Dan Brown, ha abierto un nuevo debate sobre la vida de Jesucristo. La novela de ventas multimillonarias ha inspirado este documental dirigido por Elizabeth Vargas, que utiliza algunas de las especulaciones presentadas en el libro como punto de partida en la investigación de aspectos no documentados de la vida de Cristo. Descifrando El Código Da Vinci presenta a través de entrevistas con historiadores, teólogos y filósofos, algunas cuestiones controvertidas: si Jesús tomó o no como esposa a María Magdalena, si tuvieron hijos, y en ese caso, si su línea sucesoria ha llegado hasta nuestros días.
Elizabeth Vargas afirmó en una entrevista concedida a la cadena de televisión ABC que no había encontrado ninguna prueba que demostrara que Jesús tuvo esposa pero tampoco ninguna que descartara esta teoría. Según la realizadora “esto hace la religión más real e irónicamente mucho más interesante, y eso es lo que esperamos que sea para nuestros espectadores.”
¿Estuvo casado Jesús? ¿Es posible que lo que la historia religiosa y la Escrituras llaman el Santo Grial –la copa de la que bebió Jesús en la última cena– no fuera el cáliz que contenía su sangre si no un símbolo que representaba a la mujer que dio a luz a sus hijos?
Descifrando en Código Da Vinci es un documental que se inspira en el best seller de Dan Brown que intenta ofrecer un punto de vista alternativo de la vida de Jesucristo. Este documental puede desagradar a algunas personas ya que expone la idea de que Jesús no fue célibe, tal y como ha mantenido siempre la historia cristiana.
La novela asegura que Jesús y María Magdalena fueron padres. Y que ella, para salvar la vida de su hijo, partió de Jerusalén junto a un grupo de cristianos. Refugiados en algún lugar del sur de Francia, el autor asegura que a esta estirpe pertenecen los reyes franceses llamados merovingios. Pero la novela se atreve con más, asegurando que un grupo de leales seguidores se encargaron de mantener el secreto hasta el siglo XX. Los líderes de este grupo se hacían llamar Priores de Sion, y fueron destacados hombres de ciencia, de la política y del arte, como Galileo, Isaac Newton y Leonardo Da Vinci.