Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fali y Gema, nuevos administradores de Luar Das Aguas

La reconstrucción de la posada provoca nuevos conflictos entre Fali y algunos de sus compañeros.
En esta nueva edición, dos parejas organizan en el centro de Boipeba una comida popular con los productos más típicos de la gastronomía española. Una manera de acercar la cultura española a la isla brasileña y dar un paso más en la relación con los vecinos de Boipeba. La sangría, la tortilla de patatas y el pulpo a la gallega se convierten n verdaderos protagonistas de un día en el que las tensiones se dejan a un lado durante unas horas.
Sin embargo, en la posada, continúan los problemas con la rehabilitación de la casa. Esta semana le toca el turno al jardín: deben construir un solárium en el patio como objetivo constructivo. Para conseguirlo deberán arreglar el jardín remover la tierra, colocar un suelo de madera, contratar a un ayudante local que les ayude a picar en las zonas más difíciles y adecentar el lugar para poder colocar posteriormente unas tumbonas que permitan tomar en sol al salir de las habitaciones. Un trabajo nada sencillo para el que no tienen demasiado tiempo.
Fali y Gema se han convertido en los nuevos administradores de la posada, pero esa responsabilidad comienza a poner nervioso al gaditano, ya que no está de acuerdo con los tiempos y la dificultad del trabajo que les ha impuesto Juan el arquitecto. El resultado: varios enfrentamientos con Laura y Eli e incluso, por primera vez, con quien fuera uno de sus mejores amigos en la aventura, Jesús.
Además, Fran y Petra harán un particular viaje por los manglares que rodean la isla de Boipeba, para encontrar y capturar una parte importante de la gastronomía local bahiana: los cangrejos. Por su parte, Víctor y Jesús se enfrentan a Eli y Laura en un partido de fútbol que ambas parejas tendrán que organizar en el centro del pueblo: a través de la radio local convocarán a los jugadores y tendrán que conseguir el número suficiente como para poder hacer del partido una competición en toda regla.