Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La masacre de Villisca

Ocho personas, seis de ellas niños, fueron cruelmente asesinadas mientras dormían. Nunca se supo quién fue el culpable. Después la casa del crimen fue el epicentro de supuestos fenómenos extraños que describen numerosos testigos.