Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Nueva pelea en el fútbol juvenil: empujones y patadas en el campo

 

Termina el partido y empieza el juego sucio.  Y lo protagonizan los padres de los juveniles del Valle de Ebro y Logroñés.

Empujones, patadas y la batalla campal está servida. Dos adultos se enganchan y a un puñetazo le siguen amenazas de muerte.

Parece que todo empezó por una falta de un jugador. Y terminó en este vergonzoso reflejo de la violencia en el fútbol juvenil, pese a los intentos de los responsables de los clubes por parar la pelea.

Este bochornoso espactáculo se ha vivido también este fin de semana en este otro partido en Cantabria. Otra pelea que empieza en la grada y termina con padres y jugadores enzarzados.

Y las cámaras ya han sido testigos en poco tiempo de cómo la violencia se cuela en el deporte juvenil.

Los clubes quieren meterle a un gol a estas reacciones violentas para que el césped no vuelva a convertirse en ring de boxeo.