Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Callejeros Viajeros: Maha Kumbha Mela

La ciudad india de Haridwar, celebra hasta el mes de abril la mayor festividad religiosa registrada hasta el momento: Maha Kumbhamela. Misticismo y conjunciones astrales se dan cinta este año con cerca de 75 millones de peregrinos, que lo festejan bañándose en el río Ganges, cuyas aguas, durante cuatro días, se convierten en sagradas
Cuenta la leyenda que en la batalla que sostenían dioses y demonios por obtener el elixir de la inmortalidad, cuatro gotas cayeron en cuatro lugares de India. Una de ellas lo hizo en Haridwar, la ciudad que acoge el mayor festival religioso del mundo. La fiesta por la que pasarán más de 75 millones de peregrinos hasta el próximo mes de abril. Se llama Maha Kumbha Mela y se celebra cada 12 años.
La de este año responde a conjunciones astrales que no se daban hace 250 años y convierte las aguas del río Ganges en especialmente sagradas durante cuatro días que llaman "de baño real". Es entonces cuando millones de hindúes hacen cola para bañarse en unas aguas que se convierten, según la creencia popular, en ese elixir de la inmortalidad: "Es la hora de romper con lo malo y viejo para dar la bienvenida a lo nuevo y purificador".
En las faldas de la cordillera del Himalaya, y con el río Ganges como testigo, todos quieren ver a los "Nagas", guerreros,defensores del saber pero también ex padres de familia, maridos, médicos y arquitectos que han renunciado a todo con tal de obtener conocimiento e iluminación. Sus penitencias son dolorosas. Se niegan a hablar durante años. O se obligan a permanecer de pie durante décadas.
Viven aislados en cuevas y bosques y pese a contarse por miles, sólo se dejan ver en festividades como ésta. Porque no se va a volver a repetir una situación tan auspiciosa hasta el año 2022, Callejeros Viajerosvisita el corazón de la India más sagrada, religiosa y desconcertante.