Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cabo Vadillo: "He visto a niños que han sido utilizados por los narcos para matar"

'Cabo Vadillo' empieza su aventura en Lima infiltrándose en la comisaría de Yerbateros, situada en uno de los barrios con más delincuencia de Latinoamérica. Vadillo se convierte en un policía más de Lima adentrándose, desarmado, en esta zona donde se trafica con droga y donde los tiroteos son lo habitual. Para hacer frente al narcotráfico, la policía de Perú tiene al SUAT, una de las mejores unidades de élite de América Latina. El cabo Vadillo compartirá con ellos uno de sus entrenamientos, en los que comprobará la dureza y el realismo de los mismos.

Cabo Vadillo: "Es un reto trabajar sin arma con una policía sin recursos para plantarle cara a tanta delincuencia"
Perú, el país que produce más cocaína del mundo. Cabo Vadillo llega a su capital, Lima, para trabajar junto a su policía en la lucha contra el tráfico. Los narcos se aprovechan de los niños para que comentan crímenes a cambio de dinero y la mitad de sus ciudadanos han sido víctima de algún delito. Muchos Españoles son utilizados como cebos trara transportar droga a Europa. Para Cabo Vadillo, es un gran reto trabajar sin arma con una policía que no tiene recursos para plantarle cara a tanta delincuencia.
Vadillo y la policía detienen a un clan familiar que se dedicaba a robar
De todas las comisarías que hay en Lima, cabo Vadillo ha decidido trabajar en Yerbateros, situada en uno de los barrios con más delincuencia de la ciudad. Nada más llegar, le están esperando para colaborar en un operativo de alto riesgo en el que se tratará de detener a un clan familiar que se dedica al robo de vehículos de transporte público.
Cabo Vadillo se infiltra en Los Cerros, la sona más caliente de Lima
Tras dar por concluído el primer dispositivo, Cabo Vadillo se prepara para trabajar en la zona más caliente de Lima, Los Cerros. La única manera de patrullar por sus clases, pequeñas y estrechas, es en moto. Los robos en esta zona están a la orden del día. Cuando se encuentran identificando a unas persona, un individuo sale corriendo al verlos. El joven consigue escapar, pero tira el bolso en su intento de darle esquinazo a la policía.
Vadillo se entrena con el SUAT
Para hacer frente al narcotráfico, la policía de Perú tiene al SUAT, una de las mejores unidades de élite de América Latina. El cabo Vadillo compartirá con ellos uno de sus entrenamientos, en los que comprobará la dureza y el realismo de los mismos.
Vadillo: "He visto a niños que han sido utilizados por los narcos para matar"
Tras el entrenamiento con el SUAT, Pablo ha podido conocer a algunos de los niños que trabajan en los vertederos de Lima recogiendo basura para ganarse la vida y que son reclutados por los narcotraficantes, aprovechándose de su pobreza y debilidad, para cometer sus crímenes convirtiéndolos en jóvenes sicarios.