Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El giro de la aventura


¿Cómo os habéis quedado? ¿Quién podía esperar que esto ocurriera? Recuerdo perfectamente la visita del médico a Carles. En ningún momento sentí que podía abandonar. Carles y Silvia querían vivir la aventura hasta el final. No entraba dentro de una expectativa lógica ese NO a la carrera. Lo cierto es que se encontraba muy mal y haberle permitido competir sin mochila hubiera sido un agravio comparativo para sus compañeros. También podemos pensar que podría haber mejorado. El pronóstico no será bueno y tomó una decisión prudente. Nunca sabremos si fue la acertada. La semana pasada el accidente de Xavi y ahora Carles. Siempre insisto en la dureza de la carrera y en lo que sufren nuestros aventureros. Esta es la prueba.



El abandono de unos provoca la continuidad de la pareja que ellos deseaban a toda costa fuera de la carrera. Y ahora me pregunto: ¿Si hubieran conocido las consecuencias de su abandono habrían mantenido su decisión? ¿Se habrían ido sabiendo que, de esa forma, daban una nueva oportunidad a Meritxell y Alazne de ser las ganadoras de Pekín Express? La carrera nos muestra tal y como somos y pone a cada uno en su sitio. Confiad. La carrera-os lo aseguro- lo merece.
Y ahora vamos con los mejores momentos para mí de esta etapa:
La entrada en India ha sido muy dura para nuestros aventureros. Difícil, áspera. Se han sentido perdidos y agotados bajo ese sol abrasador. El calor es asfixiante. Sus primeras impresiones son claras. Esto va a ser muy duro para todos. Ese estrés tiene su culminación en la pareja que con mayor facilidad explota. Una bronca que terminó en el periódico indio local. Protagonistas: Meritxell y Alazne.
Además de prestar atención al enfado como tal habréis visto que todo lo que ocurre en India se convierte en un espectáculo callejero. Estés donde estés, un grupo de hombres y niños te rodea. Ya es raro que se perdieran el aseo de Fran y Merino. Me moría de la risa viendo el episodio con la visión del medio culillo de Fran.
Varanasi es un lugar al que espero regresar. Es poderoso y antiguo. Mezcla salvaje en torno al río madre, el Ganghes. La muerte y la vida en una sola orilla. Los baños, el ambiente de domingo, las sombrillas de tela, las cremaciones, las pilas de madera, los bueyes de agua, la música, el sol y un juego de inmunidad inolvidable:

No es nada fácil mantener la cabeza fría. Merino ha hecho lo más difícil en esta carrera. Mantener la concentración para saber exactamente cómo ganar el juego. Los Juanes se bloquearon porque sólo necesitaban haber capturado una tela de cualquier color para estar como dicen los polis “de nuevo en la pomada”. El cansancio físico bloqueó a padre e hijo y no les permitió pensar. ¡Qué prueba más bonita!

Hasta pronto a Carles y Silvia, dos aventureros que nos sorprendieron a todos por su entrega y su lucha. Como todos los que participan en esta carrera tienen mi respeto y mi cariño. Sé que vivieron intensamente la aventura. Gracias por amar Pekín Express.
Diario6p9