Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El cierre de Iker Jiménez: el poder de un libro

"En esta recta final del programa solemos hablar en ocasiones de libros. A veces el libro tiene un poder que va mucho más allá de las páginas, de las ventas, de lo que genera en los críticos… El libro potencia el arquetipo que influye en su tiempo y cambia los modos de conducta.
El libro del ‘Exorcista’, poco antes de la película, generó una serie de reacciones nunca vistas. Porque convertía en moderno a un temor muy oscuro. No me gusta el tema oscuro si no es para aprender algo nuevo, mirar al abismo para reflejarse en él e investigarlo, no para perderse en esos umbrales. Me da la impresión de que ha habido muchos temas que cuando llegan a la audiencia causa repulsión. Porque nos causa una especie de alergia porque no nos gusta estar cerca de lo oscuro.
Un solo libro generó una ola de pánico satánico de EE.UU. en los años 80. Unos miedos remotísimos afloraban en un S.XX, en el cual el ser humano había abandonado cualquier concepto de religiosidad y el demonio se había quedado en un monigote con rabo y cuerno, sin embargo, el arte de una novela, le daba una potencia a eso que todo el mundo sentía un sobrecogimiento".