Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Desafío extremadamente gélido conseguido

42 minutos debajo de las aguas glaciares del Tilicho. Amigos… increíble ¡pero cierto! A pesar de las bajísimas temperaturas y del dolor de cabeza (¡menos mal que íbamos aclimatados!) hemos podido completar el desafío y lograr que dos sherpas se sumerjan por primera vez en altura, y hagan su bautismo en el segundo lago más alto del mundo.

Alucinando con las montañas. Desafío Extremo
Tras la ascensión al Thorong Peak que era, como recordaréis, el primero de los objetivos de este nuevo Desafío extremo, y que resultó todo un reto por las condiciones de la montaña, emprendimos inmediatamente el camino hacia el lago Tilicho. Descendimos en un primer momento sobre nuestros pasos, para desviarnos después de la típica ruta de turistas (la llamamos la “ruta de la Coca Cola”) y meternos ya en harina: en vertical, hacia arriba, entre montañas. Una ascensión muy dura por su gran inclinación pero que tiene la mejor recompensa que se pueda uno imaginar: unas increíbles vistas sobre el Himalaya. Cuando las veáis no os lo vais a poder creer.