Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Estás a favor de los partidos a las tres de la tarde?

Florentino
GUARANÁ
SI

Seguro que la gran mayoría os habréis llevado la mano a la cabeza al escuchar esta noticia. Pichichi, tú el primero, que cada vez que abre la boca Florentino le tachas de loco. El ser humano niega el cambio, aunque éste sea para mejor. Somos reacios, nos cuesta aceptarlo, pero más allá de estas limitaciones naturales, analicemos la información en sí.
Florentino Pérez es un profesional de los negocios, sabe obtener beneficios. También sabe que en esta nueva franja horaria atraería a nuevos mercados muy apetecibles, como son el de Asia y Oriente. Nuevos mercados significa atraer a nuevos inversores y, por tanto, conseguir más dinero y una liga mucho más competitiva. De esta manera conseguiríamos que nuestros equipos estuvieran presentes en todas las semifinales y/o finales de las principales competiciones, al igual que ocurre con los equipos de la Premier. Y no nos engañemos amigos, el fútbol es ocio, pero también es empresa, negocio. O mejor dicho, el fútbol es negocio y también ocio.Tranquilos, dentro de muy poco nos habremos acostumbrado a ver el fútbol con los coleguitas a las tres de la tarde, después de haber comido juntos, y se acabarán muchas discusiones de pareja por los partidos nocturnos

PICHICHI
NO

Sé que Florentino tiene que ir rentabilizando sus fichajes, y que estamos hablando de muchísimo dinero. Pero lo que no se puede es priorizar el beneficio económico sobre la voluntad del socio. Guaraná, ¿a tí te gustaría tener que comer los domingos a la una del mediodía, y no disfrutar de tu merecida siesta dominical para acudir rauda y veloz al Bernabéu? En España hay dos cosas que son sagradas: las cañas del aperitivo y la siesta de los domingos. Y, sinceramente, no creo que el socio madridista esté dispuesto a privarse de ambas cosas.
Y esto hablando en un sentido "humano", porque si hablamos de temas "empresariales" -como así ve el presidente blanco el club- tampoco puede Florentino imponer su visión para mejorar una parte de su negocio e incomodar a la que es, claramente, su mayor fuente de ingresos: las televisiones. Éstas pagan una auténtica millonada al Real Madrid por sus derechos, y es muy difícil cambiar los hábitos de un país en algo tan arraigado como el fútbol. A la gente le gusta disfrutar a las tres de la tarde de la tranquilidad de su casa y, ya luego, por la tarde o por la noche, juntarse con los amigos para ver el partido. Florentino tendrá que utilizar todas sus armas de convicción -soy consciente de que son muchas e importantes- para conseguir que las televisiones se plieguen a sus deseos.

Y tú, ¿qué opinas? ¿Qué piensas de jugar los partidos a las 3 de la tarde?¿Crees que es una idea que puede funcionar?¡Dinos lo que pìensas!