La moda del simpa en León: Comer sin pagar la cuenta