Ha bordeado la Península... ¡en una tabla de pádel surf! Hablamos con Antonio de la Rosa, el llanero solitario de los mares