No quieres cebolla, pues toma dos platos: “Me estás ofendiendo”