Noe se la juega con un menú vegano y diferente