Luis pasa de la elaboración y la presentación en su menú: se la juega con el sabor