El auténtico menú indio de Suresh: sin tanto picante y con mucho curry