Matías recibe a sus invitados con un cava de oro