¡Que llamen a los bomberos! El juego de los deseos de Ángela casi acaba en incendio…