Laura: "Mi padres se separaron cuando yo tenía cinco años y tuve que madurar antes de tiempo"