El 'guaca-mojón' de Raquel provoca un ataque de risa