Oferta de muerte: Azahara vende tres ataúdes y un coche fúnebre