Yeyo tira de experiencia para preparar un menú muy elaborado y ‘ultracántabro