Violeta convierte a sus invitados en actores de una ópera china