Frank apuesta por un menú con cigalas y sorpresas variadas