Pudo con el desafío, no con las chapas