Josu Muñoa, propietario del bar Koxka de Alsasua: “Me falló el mando y tardé un minuto y medio o dos en abrir la verja”