Juanma Rodríguez irrumpe con su guitarra y Cristóbal Soria no puede aguantar más