Ignacio González se va a los toros mientras la Asamblea de Madrid expulsa a diputados