Las dos versiones, la de Ruth y José Bretón, sobre la relación con sus hijos