La empresa de Correa regaló también el sonido de la boda de la hija de Aznar