Bárcenas alertó hace seis meses al PP de que tenía cuentas en Suiza