Espartaco: “Subestimar a tus enemigos es un rasgo romano, no caigas en la trampa”